GRISELDA TESSIO
DIPUTADA DE LA PROVINCIA DE SANTA FE






Libro "El Caso Chomicki"

29/03/2015

Griselda Tessio estuvo presente en la presentaciĆ³n del libro que aborda la historia del militante montonero acusado de pasarse a la Patota de Feced.
El libro está compuesto por un conjunto de documentos y opiniones sobre los pormenores e implicancias éticas y jurídicas derivadas de la situación del ex militante conocido como el Cady, quien fuera absuelto por el Tribunal Oral Federal Nº 2 de Rosario, por haber cometido los delitos imputados bajo una "situación justificante". Los hechos fueron cometidos en el Centro Clandestino de Detención que funcionó en el Servicio de Informaciones (SI) de la Jefatura de la Unidad Regional II de la Policía de Santa Fe.

La compilación y edición del volumen, publicado por la Editorial Municipal de Rosario estuvo a cargo de Rubén Chababo, Viviana Nardoni, Daniel Fernández Lamothe y Eliezer Budassoff. Además de documentos se suman textos de Federico Lorenz, Griselda Tessio, Lucila Edelman, Héctor Schmucler, Marta Bertolino, Oscar Bertone, Gabriela Durruty, Silvana Rabinovich, Gabriela Aguila y Juan Bautista Ritvo, "para que contribuyeran a ampliar el campo de la reflexión" sobre la controvertida cuestión.

"Creo que hay una premisa falsa desde donde se parte y que puede verse en un documento de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación y que toma como propio la Procuración General, es un poco la parte política de un relato estructurado de héroes y de demonios.

Para el relato estructurado desde el gobierno nacional fue una víctima. Tampoco fue un demonio, sino una persona como cualquier otra con una personalidad con tendencia a estas conductas, pero que puesto en una situación concentracionaria, represiva, torturante y controladora de otras personas asumió ese rol, aparentemente con bastante facilidad. La cuestión es que no tenemos que convertir a los represores, a los torturadores a los agentes del terrorismo de estado en monstruos porque así nos eximimos todos. Los que no participamos somos buenas personas, hacemos una divisoria entre el monstruo y el normal. Hitler y Videla no fueron monstruos, sino que fueron hombres comunes con la suma del poder público y la sociedad tiene que repensar eso", razonó la Diputada Griselda Tessio.